Solución de los ancianos que no quieren dejar de trabajar es un EXOESQUELETOS

Japón es uno de los países más avanzados en tecnología, a pesar de que el 26% de su población supera los 65 años.

Al llegar a esa edad, lo más lógico es buscar jubilarse para recibir su merecido descanso. Las tradiciones japonesas impulsan a los ancianos a seguir trabajando.

Considerando que la gran mayoría de labores son de agricultura, el daño que puede causar en su cuerpo se incrementa.

Y aquí entra la tecnología que promete ser la solución definitiva, aunque mejor le queda el título de ‘ayuda merecida’; se trata de exoesqueletos que facilitan la tarea de cargar mucho más peso, caminar o simplemente recostarse.

Gracias a esta máquina, los ancianos no necesitarán hacer tanta fuerza para su labor; ya que el mecanismo funciona con aire a presión. Esta tecnología es un alivio para el cuerpo, pues permite levantar hasta 25 Kg.

Esto tiene un trasfondo económico-social, claramente. Incluso el Gobierno Japonés planea subir la edad de jubilación hasta los 70 años. Los exoesqueletos no son para nada baratos, el modelo más básico cuesta 1200$.

error

¿Disfrutas la página?, corre la voz :)

A %d blogueros les gusta esto: